Prostitución: vida ‘alegre’, vida ‘triste’

La pretensión de que la regulación de las prostitución serviría para controlar a las mujeres ‘malas’, segregándolas para evitar que el «mal ejemplo que dan» cundiera entre las buenas mujeres de la comunidad, ha fracasado rotundamente.